DE VISITA A LA FARMACIA

Después de la visita de nuestro farmacéutico David sentíamos la curiosidad de ver cómo era una farmacia por dentro, sus productos y ver a todos los profesionales trabajando en ella.  Por eso decidimos salir a conocer este establecimiento que podemos encontrar en nuestro entorno próximo y que esta relacionado con la salud de las personas. 


Esta vez hacía más frío y corríamos el peligro de lluvia, así que nos abrigamos bien, cogimos a nuestra pareja de la mano, repasamos los "buenos modales" y allá fuimos. 


¡Buenos días! Fue lo primero que dijimos al entrar ya que Virginia nos estaba esperando con las puertas abiertas para enseñarnos su farmacia por dentro. 


Nada más entrar pudimos ver que ya tiene muchas cosas a todos lados, potitos de bebé, cremas para la piel, biberones, pastas de dientes… 



Nos presentó a todo el  personal que trabaja en una farmacia: auxiliares, farmacéuticos y también una nutricionista. Y qué es una N-U-T-R-I-C-I-O-N-I-S-T-A?? es aquella que se encarga de pesar a la gente para saber si tiene que comer más o dejar de comer aquellos alimentos que hacen que nuestro "cardio" se ponga triste y esté cansado. En ese momento estaba preparando una buena alimentación para una clienta y llevaba una báscula en la mano!!


  Pasamos por detrás del mostrador, vimos el ordenador y por donde pasaban las tarjetas sanitarias para ver los medicamentos.


 Dentro, pudimos ver como tienen clasificados los medicamentos, no conocemos aún todas las letras pero si vimos la A de primera, las demás vocales de la familia real y algún personaje: el panadero “p”, el lechero “l”… Los medicamentos están perfectamente ordenados en unos cajones muy muy grandes, nada fuera de su sitio, ni nada de desorden ¡cómo tenemos que tener nosotros las cosas en nuestra clase! 



Pero hay algunos medicamentos que tienen que estar en la nevera porque si no se estropean. También tiene cajones pero más pequeños!!


Nos enseñó las fórmulas magistrales, tenían una medio preparada, era un jarabe para un niño que le pidieron. Dice que cuando termine la va a meter en un frasco!!



La visita se acababa pero en la farmacia aparte de encontrar medicamentos, productos parafarmaceuticos y fórmulas magistrales, hay máquinas para mirar nuestra salud: Un aparato que mira si nuestra fundita (piel) esta hidratada, una báscula donde nos pesamos, un tensiometro... 



Otra farmacéutica nos enseñó cómo funcionaba la máquina de la tensión; hay que colocarse bien derechito, colocar el brazo en un aparatito y esperar unos minutos. Al final sale un papel, donde ponen la tensión medida. Y nuestra farmacéutica esta estupenda Aplausos!!!! 



Y por último nos queda dar las gracias a Virginia y a sus compañeros por dejarnos entrar y ayudarnos a entender un poquito este establecimiento llamado farmacia. Nos tenían un regalo para nosotros, y nosotros para ellos jeje!!. 




Nos ha encantado la experiencia y volvemos más contentos si cabe para el cole.  ¿Quién en unos años será un futuro farmacéutico?



¡¡¡Reconocemos el cartel y el símbolo de la farmacia!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario